jueves, febrero 28, 2013

100% Marvel. Veneno 3: Círculo de cuatro

GuionRick Remender, Rob Williams y Jeff Parker 

Dibujo
Lan Medina, Tony Moore, Lee Garbett, Sana Takeda y Julian Tedesco


Color: Val Staples, Rob Schwager, Dommo Sanchez Amara, Antonio Fabela, Marte Gracia

Panini Cómics 

Contiene Venom v2, 13, 13.1-13.4 y 14 USA 

Valoración: 3 sobre 10

Citas: "¿Hulk está...asustado?" (Veneno)


-"¡Mírame ahora, padre, mira en qué me he convertido!" (Corazón Negro)

Reseña: Antes de todo, avisar a los seguidores de este Veneno de Rick Remender de que el presente tomo resulta irrelevante y, en consecuencia, prescindible. De hecho, los episodios recopilados contienen una historia que supone un paréntesis en las líneas argumentales que se venían desarrollando; el guion se reparte entre tres guionistas, uno de ellos el regular; y, para remarcar todavía más lo ajeno de esta historia a lo habitual, presenta una numeración extraña y distinta. Además, la historia en sí no es nada del otro mundo (bueno, sí, de otra dimensión demoníaca), contiene disparates múltiples que atribuyo a los dos guionistas desconocidos en los que recaen varios números, se vuelca por completo en la acción desenfrenada sin explicar muchas incongruencias que quedan "colgadas" y se pierde el interés pronto con lo que ocurre.

Se trata de la penúltima "intentona" de Corazón Negro, el hijo de Mefisto, de rebelarse contra su padre proclamándose nuevo monarca absoluto de los dominios de su diabólico progenitor y desatar el infierno en la Tierra, quien, además, parece tener carta blanca para alterar el supuesto orden natural cuando le dé la real gana, que ni su padre ni el otro bando contrario al Mal podrán intervenir o contraatacar directamente para detenerlo. El problema es que uno espera mucho más del pozo que se alimenta de la maldad de los seres humanos, en vez de una estrategia nada sutil ni retorcida, más bien torpe y muy "física" (aporrear a cualquiera que se oponga), entrando en combate contra un mundo plagado de seres ultrapoderosos capaces de plantar cara a tal invasión. Para ello, la rebelde estirpe del Señor de las Mentiras abre un portal en la ciudad del vicio, en medio de Las Vegas. Un amuleto mágico, el doctor Extraño y Daimon Hellstrom logran contener el "desparrame total" del averno por el planeta, limitándolo temporalmente a dicha urbe del estado de Nevada (EE. UU.). Este portal presenta la peculiaridad de que si un motorista rueda sobre el mismo, "faenón" que le toca a Johnny Blaze, el antiguo Motorista Fantasma, se ralentiza la expansión infernal. El mareo con tanta vuelta impide a Blaze descubrir algo que le comentan más tarde: que si da vueltas en sentido contrario, incluso el portal puede absorber lo que antes ha escupido.


Dentro de la zona que ha sido transformada e invadida por seres del averno, se encuentran casualmente cinco antihéroes (cuatro, si no contamos a Johnny Blaze que se tira casi toda la historia rodando encima del portal que conecta con el averno) cada uno por distintas razones: Flash Thompson, el actual portador del simbionte Veneno, que vive su particular "Leaving Las Vegas"; Hulk rojo, que persigue al primero por orden del ejército; X-23,  atormentada por la idea de que no posee alma, y que sigue una pista para descubrir quién está creando clones de ella (Corazón Negro se clona unos seres mezclados entre X-23 y el simbionte como guardaespaldas); y la nueva Motorista Fantasma. Todos ellos unirán sus fuerzas contra este mal desatado, ante el cual parecen no tener ninguna oportunidad, hasta el punto de que la palman y les echa un cable, en conveniencia, al respecto, Mefisto. Esta unión contra el maligno cobra especial mención cuando se fusionan el Hulk rojo, el simbionte y el Espíritu de la Venganza para poder darle más fuerte de ostias a Corazón Negro, ante el cual siguen sin poder derrotarlo. Sólo el despiste de este último que se va dejando objetos de enorme poder a su paso tras utilizarlos, concederán una oportunidad al atípico equipo antidemonios.

No hay comentarios: